ENVÍOS GRATIS A PARTIR DE 25€
Atención al Cliente: 902 10 24 10 L-V de 8:00 a 16:30h shoponline@pacomartinez.com 
AHORA PUEDES PAGAR HASTA EN 12 MESES

ALMERÍA

Historias que recordar: Almería


Una de las mejoras cosas de viajar es que creamos historias. Historias que nos acompañarán a lo largo de nuestra vida. Una buena sonrisa rememorando un viaje es uno de los sentimientos más placenteros que existen. Revivir este sentimiento nos teletransporta al siguiente destino que proponemos desde PACOMARTINEZ: Almería.

 

 

Almería es tierra viva, de risas, de gente luchadora, de azules, de brisa marina, de calles empedradas, de casas blancas, de días largos, de playa, desierto y montaña, de historia y para crear historia, y de leyendas. Con esto último tiene que ver nuestra primera parada en esta tierra. El Arrecife de las Sirenas que se encuentra en uno de los extremos del Parque Natural de Cabo de Gata, parque de origen volcánico y uno de los espacios protegidos a nivel marítimo-terrestre con mayor superficie e importancia ecológica del Mediterráneo occidental. Cuenta la leyenda, que cuando Almería aún formaba parte de Al-Ándalus, un sultán escondió un tesoro en una cueva submarina del Cabo de Gata. El sultán murió y no dejo ninguna indicación de cómo llegar a su tesoro. Pero esta supuesta cueva se encontraba a los pies del promontorio de Vela Blanca y estaba protegida por una colonia de focas monje que habitaban el Arrecife de las Sirenas. Según se cuenta todo aquel marinero que intentaba encontrar el tesoro era atraído por el canto de las focas que se parecía al de las sirenas, encontrándose después ante un digno atacante. Es por ello, que se dice que el tesoro aún sigue ahí y ya no hay focas en el arrecife. ¿Te animas a encontrarlo? Coge tu mochila, mete en ella un equipo de snorkel y te aseguramos que hallarás un gran tesoro.

Te recomendamos que dediques varios días a disfrutar de los distintos rincones de Cabo de Gata como la playa del Monsul, la de los Genoveses y la Fabriquilla. Snorkel, Kayak o un simple paseo te harán desconectar de todo y cargarte de energía positiva. Puedes acabar el día en el restaurante Manais de Pujaire, donde te recomendamos cualquier plato de pescado.

 

LA FABRIQUILLA ALMERÍA

 

Almería es conocida por sus playas. Pero no debes de perder la oportunidad de visitar Níjar. Este municipio está situado en pleno Parque Natural del Cabo de Gata y te sorprenderá el encanto que esconde. Para llegar a él, su paraje combina dunas, calas y playas acabando sobre un pueblo tranquilo dónde se respira el estilo de vida mediterráneo y donde aún se trabaja la artesanía del barro, el esparto y la jarapa. Al no tener playa, no recibe tanto turismo, algo que ayuda a desconectar y reconectar con la vida sencilla.

Seguimos la ruta y hacemos parada en Rodalquilar, pueblo construido a raíz de la conocida mina de oro que le da nombre y cuyas ruinas aún se pueden visitar. Actualmente, puedes disfrutar de una iniciativa llamada Rodalquilarte, la cual se basa en que han cubierto las fachadas de sus casas con cuadros y fotografías. Para aquí a coger fuerzas y seguir hasta la Isleta del moro. Este pueblo es de postal, antes de llegar ya lo detectarás. En el encontrarás los esenciales del mediterráneo como nuestras rafias. No pierdas la oportunidad de descubrir este pequeño rincón de Almería.

 

Las negras Almería

 

Seguimos nuestro camino hacia el norte y encontraremos Las negras. Un pequeño pueblo que debe su nombre a un grupo de mujeres que vivían aquí y perdieron a sus maridos en un accidente de mar. Debido a esto tuvieron que ir al resto de pueblos a ganarse la vida e iban vestidas de luto, es a causa de esto que el pueblo se denomina así. Además, su playa es de piedrecitas negras, cosa que tal vez también tenga que ver en la denominación de su nombre ya que el pueblo se encuentra cerca del Cerro Negro que es una gran masa de material volcánico de color oscuro. Dejaremos que seas tu el que descubras el origen visitándolo. Es un pueblo que combina el turismo, la tradición y un toque bohemio debido a que está cerca de la Cala San Pedro dónde se acoge desde hace años a comunidades hippies.

 

Mojácar

 

Como final a un viaje de playa y pueblos mediterráneos no puedes dejar de visita la Playa de los muertos y Mojácar. Este último es uno de los pueblos mas bonitos de la costa almeriense, situado al final de la sierra de Cabrera, para visitarlo te recomendamos un buen shopper y unos “Tenis” cómodos, como se dice por aquí. El pueblo se divide en Mojácar playa y Mojácar pueblo. Siete de sus playas pueden presumir de haber sido galardonadas con el distintivo de la bandera azul y su pueblo te enamorará con sus casas blancas encaladas, laberintos de callejuelas estrechas y empinadas, macetas repletas de flores de colores vivos y un entorno natural que desprende olor a tomillo y romero. Algo representativo en Mojácar es el INDALO, atento a pronunciarlo bien, a los almerienses les duele en el alma cuando le cambiamos la acentuación (recuerda es llana, acento en la “a”). ¿Y qué es esto del Indalo? Seguro que lo has visto muchas veces representado. Fue hallado en 1968 en la Cueva de los Letreros por Manuel de Góngora, un arqueólogo almeriense, y antiguamente se pintaba en las fachadas de las casas ya que pensaban que daba buena suerte, les protegía y alejaba a los malos espíritus. Te retamos a encontrar cuantos existen aún pintados.

 

Pueblo marinero Almería

 

No podemos irnos de Almería sin visitar su capital. Puedes ir en verano o dejarla para otra época del año, pero visítala al menos una vez. Esta ciudad es el resultado de la mezcla de culturas y tradiciones que han pasado a lo largo de su historia, esto se palpa en cada rincón de la ciudad. Empezando por el conjunto monumental de la Alcazaba, el cuál está en pie desde el año 955 y ha sido escenario de varias escenas de la serie Juego de Tronos o la película Cleopatra de 1963. Te asombrará divisar el mar, la Almedina o el Patio de los naranjos desde lo alto de este conjunto histórico. En esta ciudad como paradas obligatorias debemos visitar la Catedral de Almería que fue declarada Monumento Histórico y tiene un estilo mixto (gótico, barroco y neoclásico); la Muralla de Jayrán que se construyo en el siglo XI con fines defensivos y la cual comienza en la Alcazaba; el Barrio de la Chanca dónde sus calles aún conservan rasgos de la época musulmana e incluso ha sido escenario de películas como Indiana Jones; el cerro de San Cristóbal donde los atardeceres son una delicia para los ojos o la Plaza Vieja que te maravillará por su arquitectura. Para terminar un día por Almería no hay nada como dar un paseo por la Rambla que culmina en el puerto y encontrar un sitio dónde comer algo. Ya que si de algo sabe Almería, además de historia, es de gastronomía, de aquí no te puedes ir sin tomar tapas (en Almería se tapea de lujo), papas a lo pobre, migas (las cuales se hacen con sémola de trigo), el pulpo, las gambas, las huevas en vinagreta o el famoso cazón. No dudes en acercarte a nuestra tienda PACOMARTINEZ y comentarnos con cual te quedas.

 

ATARDECER ALMERÍA

 

Por cierto, si eres amante del western, Almería también tiene un rincón con historia para ti: el desierto de Tabernas. Es muy interesante de visitar y único en toda Europa. En este lugar se han rodado muchísimas películas, series de televisión y hasta videoclips.

 

Desierto de Tabernas - Almería

 

¿Os animáis a crear una historia en este rinconcito de España? Almería es un buen lugar para encontrar historias escondidas y crear momentos que nos recarguen de energía cuando lo necesitemos. Al fin y al cabo viajar es eso, es desconectar, reír, crear momentos y coger energía, la suficiente para conseguir todo lo que nos propongamos hasta nuestra próxima aventura. Aún así, recuerda que cada día es un viaje, una nueva oportunidad y dónde puedes encontrar tu “marró” ,como en el escondite, dónde cargarte de energía.

 

#FOREVERYDAYTRAVELLERS

Compartir esta idea
Utilizamos cookies para optimizar tu navegación y experiencia de compra. Al continuar tu visita, consideramos que aceptas su uso. Más información.